El desarrollo motor

Durante los 6 primeros meses de vida el bebé siente predilección por la postura fetal, pues es la flexión que ha mantenido en el útero sus últimos 3 meses.

El  desarrollo motor es el origen de la actuación y de la iniciativa del bebé por lo que es muy importante en la evolución del niño, ya que acumula experiencia por medio de sus propias acciones, movimientos y experimentaciones.

Leyes de maduración 

  • Ley cefalocaudal: El desarrollo motor va desde la parte superior a la parte inferior del cuerpo del niño, es decir, que el niño controla antes su cabeza que sus pies.
  • Ley proximodistal: El desarrollo motor va desde el eje central del cuerpo a la parte más alejada del mismo, es decir, el niño controla antes los brazos que las manos.
  • Ley de flexores y extensores: Se domina antes los músculos flexores (agarrar, flexionar) que los extensores (soltar, estirar).

Esto se resume en que el niño primero sostendrá la cabeza, luego el tronco, después la pelvis y finalmente las piernas podrán sostenerlo a él.

En cuanto a las extremidades, el control postural irá desde los hombros y las caderas, pasando por brazos y piernas y acabando en manos y pies.

El cambio de postura irá de tumbado a sentado, de sentado a 4 patas y de 4 patas a ponerse de pie.

Clases de movimientos

Movimientos reflejos: Son respuestas motoras espontáneas e involuntarias a un estímulo externo. Son innatos y han de desaparecer para dar paso a los movimientos voluntarios. Se regulan desde la médula espinal y desde el tronco cerebral. Se les denomina reflejos arcaicos o primitivos. Los principales reflejos son:

  • Reflejo respiratorio
  • Reflejo de succión
  • Reflejo de los puntos cardinales o de búsqueda: La excitación de la comisura de los labios provoca que el niño abra la boca y haga una rotación de la cabeza en el sentido de la estimulación, buscando así el pezón para mamar. Desaparece a los 3 meses.
  • Reflejo de grasping (también conocido como reflejo de prensión palmar/plantar): La estimulación en sus palmas de las manos o en las plantas de los pies provoca que el niño apriete los dedos fuertemente, como si hiciera un intento de agarre. A este reflejo debemos agradecer que sea tan difícil ponerles zapatos, ya que los bebés arquean los dedos y el pie, lo cual a mi me parece maravilloso porque no veo la necesidad de molestar a un bebé poniéndole zapatos que no necesita. La naturaleza es muy sabia. El reflejo palmar desaparece a los 3 meses, pero el plantar no desaparece hasta los 9 o 10 meses.
  • Reflejo de enderezamiento estático: Estirar los miembros inferiores como respuesta a una presión en la planta de los pies.
  • Reflejo de marcha automática: Si cogemos al niño en posición de andar, éste simulará la marcha con sus piernas. Desaparece entre los 2 y los 3 meses.
  • Reflejo de Babinski: Al tocar la planta del pie, éste se dobla hacia adentro y los dedos se abren en forma de abanico.
  • Reflejo de Moro: Cuando el bebé oye un golpe brusco o un cambio de posición, separa los brazos bruscamente. Desaparece entre los 4 y los 6 meses.
  • Reflejo tónico asimétrico cervical: Si estando el niño boca arriba se le gira la cabeza hacia un lado, inmediatamente extiende el brazo y la pierna de ese lado y flexiona los miembros del lado opuesto. Desaparece entre los 4 y los 6 meses.

Movimientos voluntarios: Son aquellos que se llevan a cabo de una forma intencional. Se les debe poner mucha atención y esfuerzo porque es necesaria la coordinación de varios músculos para su realización. Los vamos aprendiendo y realizando conscientemente.

Hacia el primer año de vida empiezan los desplazamientos autónomos, que serán gateando, (entendiendo por gateo cualquier desplazamiento, no sólo a 4 patas, sino también culeando, sentados, hacia atrás, o arrastrándose), o de pie, primero con apoyos y luego solos. Algunos niños no pasan por la fase de gateo, y andan directamente. Esto no es preocupante, pero debemos respetar el desarrollo de cada individuo. Tan malo es no dejarles gatear y forzarles a que se pongan de pie porque el suelo está frío o está sucio, cómo una vez que han decidido ponerse de pie intentar que gateen porque no lo hicieron.

IMG_20160330_135441-2

En mi caso personal puedo certificar que el desarrollo de cada individuo es diferente y que cada niño lleva un ritmo distinto. En mi trabajo como educadora infantil lo veo a diario pero en mi caso personal, mi hija mayor gateaba con 7 meses y anduvo con 9 meses. Y mi pequeña tiene casi 9 meses actualmente y se desplaza sólo para atrás, y justo hoy a puesto la típica postura de gateo pero no ha habido desplazamiento. Ella no tiene prisa y yo… tampoco.

Movimientos automáticos: Son movimientos voluntarios que a base de repetirlos se han transformado en hábitos, es decir, son intencionales pero se ejecutan sin pensarlos. Su realización requiere poco esfuerzo y atención.

Cuadro comparativo de las clases de movimientos

reflejos voluntarios automáticos
Innatos Adquiridos Adquiridos
Involuntarios y no intencionales Intencionales Intencionales
Regulación: medula espinal y tronco cerebral Control: córtex cerebral y sistema piramidal Control: sistema extrapiramidal
Se hacen sin pensar Se hacen pensando Se hacen sin pensar

Después de varios días sin escribir os he dado una charla más bien técnica, pero creo que interesante, para poder entender mejor el desarrollo de nuestro peques.  Y si te animas a escribir, me encantaría saber cómo empezó a desplazarse tu bebé. Compartamos esos momentos. Gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s